Ciudad: La Creación de un espacio a través de imágenes y sonido

Por Diana Zavaleta

12 may 2022

Compartir

Sorry, this entry is only available in Spanish For the sake of viewer convenience, the content is shown below in the alternative language. You may click the link to switch the active language.

¿Existe algún término que defina y describa a la Ciudad de México? ¿Cuál sería su mayor distinción? En la realización de Ciudad, documental colectivo, observamos a través de diferentes perspectivas la amplia diversidad y multiplicidad tanto de la sociedad citadina como de sus modos de vida. Y así, a primera instancia somos testigos de al menos dos consideraciones: la primera, que en un espacio único pueden convivir diversas realidades; la segunda, que compartir y habitar la misma región no es sinónimo de homogeneidad. De esta manera, Carlos Rossini, Maya Goded, Julio Hernández Cordón y Nuria Ibáñez nos ofrecen un trabajo meramente visual en el que abordan la emblemática y multifacética capital del país mexicano.

¿Existe algún término que defina y describa a la Ciudad de México? ¿Cuál sería su mayor distinción?

Uno de los elementos más característicos del filme radica en su apuesta por lo sonoro y por las imágenes; tan es así que estas reemplazan, sin que la película pierda significación, la presencia del diálogo verbal y del desarrollo narrativo. En este sentido, contemplamos escenas que no tienen secuencia entre sí, ni guardan entre ellas una relación evidente. Ciudad irrumpe con toda aquella construcción tradicional, en tanto a su ejecución, ya que no hay un clímax ni una conclusión precisa. El protagonismo no recae en una persona, sino en la ciudad: aquello que muchas veces se piensa inamovible e inalterable y que, mediante la diversidad de imágenes, se dota de vivacidad. Es así que ese espacio que aparentemente solo puede ser habitable, en el documental se presenta como un ente y, por paradójico que resulte, pareciera que esto sugiere una descentralización del ser humano como el centro de todo, pues al no haber una focalización en particular, la única opción viable es la colaboración mutua, donde lo individual se vuelve masivo.

Por otro lado, la presentación de los diferentes espacios también funge como un ejercicio reflexivo para concientizar. A pesar de los numerosos escenarios, resulta innegable la apreciación de nuestro pasado, presente y futuro. Evidentemente, el paso del tiempo nos lleva consigo y es ahí donde aparece el encuentro indiscutible tanto con nuestros antecedentes como con la posteridad. A modo de introspección, miramos prácticas que no por escasas se anularon, contrastadas con la gran pérdida de algunas. También somos partícipes de los efectos, a corto y largo plazo, de nuestras acciones y decisiones: la producción, el consumo, el exceso y la saturación son temas que adquieren una mayor importancia analizadas desde otro punto de vista.

En realidad, como lo señaló Marcel Proust, “El verdadero viaje de descubrimiento consiste no en buscar nuevos paisajes, sino en tener nuevos ojos”. El resultado del trabajo de Rossini y el resto de los realizadores es similar: su visión de la ciudad es tan sustancial que permite el reconocimiento a través del sonido y la imagen.

Related