A Paso de Buey

Proyecto: Cacajones en acción

Compartir

Lugar
San Mateo del Mar, Oaxaca

Contacto
José María Macazaga Bouchot

Redes sociales
Facebook

A Paso de Buey nace en San Mateo del Mar, Oaxaca, por los hijos de los hijos de sus hijos, llevando el mensaje: caca+agua= enfermedad. Caca+tierra= abono.

Ponemos nuestra atención en el subsuelo, que por su naturaleza lo convierte en filtro natural de agua de lluvia y cada año se carga, albergando el vital líquido. Por más de quinientos años los pobladores han bebido de sus pozos, pero ahora se encuentran en peligro por el uso de tecnologías erróneas como fosas sépticas, letrinas, detergentes. Un cultivo de enfermedad que gracias al terremoto se mostró: se encontraba incubándose en el bendito manto del subsuelo.

Se comienzan a escuchar en San Mateo del Mar: “microorganismos, minerales, subsuelo, suelo, aguas grises, aguas negras, abono, cacajon, cacabote, cacatapa, popostero”, palabras que cambiarán los hábitos y manera de ver los desechos humanos.

A Paso de Buey invita a todos los habitantes de San Mateo a sumarse a su colectivo para fabricar abono a partir de sus desechos orgánicos, mediante un proceso termófilo en cualquiera de sus modalidades: popostero en casa o uso de cacabotes.

Fabricamos abono que llevaremos a los campesinos, en conjunto a este nuevo espíritu de trabajo. Nos avergonzamos de todos aquellos que han llegado a abusar de la necesidad, ignorancia y nobleza del pueblo, tanto fundaciones, gobierno y paisanos. Estamos en contra del asistencialismo y falso humanitarismo. Como dijo un campesino de Comitancillo Oaxaca “A mi pueblo no traiga dádivas, basura y cosas que no usamos, ni comemos. Si en verdad quiere ayudar, ayúdennos a recoger y vender nuestro ajonjolí “. Palabras que dieron dirección a nuestro trabajo.

Hemos aprendido, gracias al terremoto que cuando crees que lo has perdido todo aún queda aquello que no se ve, que no se palpa: el calor humano. El apapacho y el cuidado mutuo permite el nacimiento de fuerza, de amistad y hermandad para iniciar trabajos diferentes que nos permitan ver un mundo posible para los hijos de los hijos de sus hijos.

 

Visita el sitio de Reconstrucciones aquí 

Relacionados