🤖 Consulta la convocatoria de Ambulante 2020 aquí

Comunidad, A.C.

Proyecto: Construcción Integral Morelos

Compartir

Contacto
Isabel Hernández Vega

El temblor que cimbró a nuestro país hizo visible la vulnerabilidad y la pobreza que viven miles de familias. Perder sus pertenencias y su patrimonio les produjo desesperanza y dolor. Pero el mes de septiembre no sólo nos dejó dolor, también nos dio aprendizajes y posibilidades para construir espacios más hospitalarios y redes de apoyo.

La incidencia del proyecto consiste en hacer comunidad y potenciar las capacidades de las personas a partir de la reconstrucción de sus casas. Esta propuesta ha sido posible gracias a la alianza establecida con Yankuik Kuikamatilistli, un equipo con una larga trayectoria de trabajo vinculada a los procesos comunitarios. Gracias a su experiencia hemos logrado articular el trabajo grupal e intergeneracional para potenciar las capacidades y habilidades de cada persona.

Un aspecto clave ha sido aprender a trabajar juntos para reconocer fortalezas y oportunidades de aprendizaje, identificar límites, divergencia de opiniones, y lograr circular la palabra.

Con la intención de promover actitudes de cooperación (aprender a dar y ofrecer ayuda), de contención emocional (cuando las familias afectadas sienten incertidumbre, tristeza o desesperación) y a la vez a delegar tareas y contenidos técnicos (armado de columnas, zapatas y elaboración de adobes). La idea es aprender a estar en relación con el mundo, a desarticular el aislamiento y pensarse de forma conjunta. Es un proceso que articula la emoción con los saberes. De este modo, el trabajo cooperativo ha transformado y fortalece a la comunidad desde adentro; la intervención comunitaria es acompañar al otro, y permite reconocer cuáles son las prácticas que pueden cambiar y generar procesos más incluyentes.

Nuestra labor es ser un puente para caminar con las comunidades y desarrollar sus iniciativas. Para nosotras, en Fundación Comunidad es un placer ver cómo germina esta semilla de esperanza en la comunidad, donde muchas familias lograron organizarse, dialogar y pensarse de forma conjunta, a pesar de haber perdido sus casas y sus pertenencias.

Relacionados