🤖 Consulta la convocatoria de Ambulante 2020 aquí

Espacio de Encuentro de las Culturas Originarias, A.C.

Proyecto: Recuperación integral de comunidades de alta marginación afectadas por los sismos, mediante participación ciudadana y derechos humanos, en el Istmo de Tehuantepec, Oaxaca

Compartir

Lugar
San Mateo del Mar, San Juan Guichicovi, Oaxaca y Santo Domingo Tehuantepec, Oaxaca

Contacto
Tzinnia Carranza López

Somos una organización social de mujeres y hombres que trabajamos principalmente en Oaxaca, donde tenemos promotores voluntarios en las ocho regiones del estado. Desarrollamos proyectos, creamos capacidades locales para lograr la autogestión local y nos apoyamos con metodologías didácticas de comunicación. Cuando sentimos el sismo, nos tembló todo el cuerpo y toda la conciencia. En San Mateo del Mar se encontraban inundados, el terremoto no llegó sólo, lo acompañó una lluvia torrencial que complicó la situación en el municipio. Todo era inseguro, no había casas, la tierra se había licuado, la lluvia azotaba sus cuerpos y en medio de la noche, la zozobra nos había detenido. Vimos el agua creciendo hasta la carretera, muros caídos, suelos levantados, las chozas estaban en el suelo y los baños fracturados, vimos la emergencia frente a nosotras.

En Nativitas Coatlán, comunidad mixe, que pertenece al municipio de Tehuantepec, las casas se cimbraron, la escuela primaria se vino abajo y la iglesia se fracturó, más de 90 casas resultaron inhabitables y los efectos sicológicos aún no cedían. En San Juan Guichicovi, el sismo dejó daños visibles y ocultos, en Río Pachiñe viven bajo una fractura oculta en la montaña, el cerro se desgaja y se desvanece por la lluvia y el viento.

Acudimos a estas comunidades por los lazos que nos unen y no pudimos quedarnos inmóviles ante la emergencia; pasaron días y el coraje creció, la incapacidad de las autoridades en todos niveles hizo evidente el olvido en el que viven las comunidades más vulnerables del estado. La rabia nació de la impotencia al ver la rapiña que acechaba por la necesidad de procurar un sentimiento de seguridad. Fueron días llenos de reflexión que nos llevaron a dialogar y soñar para ver la posibilidad de reinventarnos en múltiples formas colectivas.

Soñamos nuevas formas de relación entre las y los individuos con el medio ambiente,
nuevas formas de encuentro y exploración de nuestra articulación colectiva a través de
una mirada que nos haga vernos, escucharnos y sentirnos. Aquí nos encontramos.

Relacionados